Entrevista al Dr. Jesús Frieyro

Captura

Jesús además de ser un gran amigo, es mi dentista personal y el presidente del colegio de odontólogos de mi tierra, Asturias. Pero la razón por la que he querido contar con su colaboración en mi libro, no es ninguna de las mismas. Más allá del vínculo personal, Jesús además de una brillante formación posee la habilidad innata (y también desarrollada) de establecer una relación de empatía con el paciente y un vínculo con el mismo en el que la prioridad de todo su trabajo es la salud del paciente. No en vano, Jesús ha abordado con éxito muchos casos de odontofobia en numerosos pacientes a lo largo  de su carrera profesional.

Entrevista

P. Dr. Frieyro, en el interesante debate acerca de como humanizar mas el trato con el paciente en la clínica dental, ¿cómo cree que los planes de estudio en la universidad deberían de afrontar este tema? Es decir, ¿con qué medidas concretas crees que una Universidad podría mejorar la formación del alumno en este tema?

R. La universidad tiene muchísimo que ver en este aspecto, ya que debería formar al alumno sobre protocolos concretos de cómo llevar a cabo su trato al paciente. Podríamos empezar por incluir determinadas asignaturas en esta línea. Desde mi experiencia en la universidad como profesor creo firmemente que la mejor manera de inculcar al alumno esa medicina humanista es que la vea reflejada en sus profesores, en el trato profesor-alumno y también en el trato profesor-paciente. Estas primeras relaciones interprofesionales entre paciente- profesor, paciente- alumno y profesor- alumno gestan definitivamente el futuro profesional del alumno en estos aspectos.

      Por eso es fundamental que los futuros profesores tengan asimilada esta manera de entender la pedagogía de manera que la puedan transmitir a sus alumnos de una manera natural, auténtica, genuina mas allá de planes de estudio y asignaturas propias dedicadas a la materia de odontología humanista como tu sueles llamarla.

P. Continuando con la universidad, ¿Cree que la Universidad debería de mejorar la formación en gestión de clínicas dentales para los nuevos odontólogos? 

R. Por supuesto que si ya que no dejamos de ser empresarios. Siempre se ha visto al dentista desde el punto de vista médico pero la gran diferencia es que cuando terminamos la Universidad lo primero que tenemos que hacer es si queremos trabajar es hacernos autónomos. Hay compañeros que se van formando en el transcurso de la carrera, pero generalmente es un aspecto que se suele abordar cuando se concluye la carrera. Hoy en día no te cansas de ver cursos para este tema en concreto especializados en dentistas llenos hasta la bandera una vez terminas tus estudios universitarios.

P. Las cifras dicen que un 25% de la población solo acude al dentista en caso de extrema urgencia y que a menudo, se hacen los tratamientos a medias. En tu labor como odontólogo, ¿cómo intenta cambiar la pauta de aquellos pacientes que pretenden hacerse los tratamientos de salud dental a medias en vez de abordar su salud bucal de una forma global ?

R. Es complicado hacerle ver al paciente que realizando un tratamiento global de la boca las posibles complicaciones de su salud son mucho menores que realizando pequeños parches. A menudo se ha de apelar a la confianza que el paciente tiene en ti, confianza que te vas ganando a lo largo de los años para hacerle entender lo tan importante que es este tratamiento global. Creo ciegamente en el profesional que hace su trabajo de una manera totalmente vocacional y se lo transmite al paciente pensando en su salud bucal. Así, de una forma natural se genera un vinculo de confianza pleno en el profesional. Para mí, la confianza es mi gran meta,  mi  objetivo casi sagrado  a alcanzar y en ese sentido creo que he logrado generar esa confianza en mis pacientes porque pienso siempre en ellos, en lo que de veras necesitan. 

Para llegar a ese objetivo de confianza, sobre todo cuenta tener una buena comunicación, escuchar al paciente, ver su problema,  intentar llegar a soluciones de la mejor manera posible para el paciente y por supuesto mostrar una  gran praxis clínica.. En resumen yo creo que la base es la confianza y se crea con una buena preparación del profesional que a su vez llega a un punto de conexión tal con el paciente de tal manera que se escuchan y se entienden mutuamente.

P.  Se sabe en el sector, que posees una especial mano con aquellos pacientes que llegan a la consulta con altos grados de ansiedad ante la intervención  del dentista. ¿ Nos puedes contar tu secreto?

R. Analizando mi forma de tratar al paciente yo creo que este secreto se basa en los siguientes aspectos: en primer lugar me gusta mucho escuchar al paciente y explicarle lo que voy haciendo con voz tranquila y calmada. En ese momento, se crea un flujo de empatía y de confianza.  Yo creo que mis pacientes ven en mi un profesional que se ha preparado correctamente, que transmite una tranquilidad a la hora de hablar con el paciente que genera confianza, que tiene las cosas claras en los tratamientos que se van a realizar, que no muestra prisa delante del paciente, que le habla de tu a tu escuchándole todo el tiempo y  que consigue que el primer contacto con el paciente no sea frío. En resumen, yo creo que el secreto es tratar al paciente como si fueras tu mismo.

P. Jesús, de tu vasta formación y curriculum, ¿querrías destacar de sobre manera algún curso o profesional al cual estés especialmente agradecido por lo que te haya aportado?

R. Uno de los momentos más importantes en mi vida profesional a nivel de formación e investigación fue el día que conocí al doctor John Kois. En su formación basada en la ciencia de alto nivel encontré como seguir con mi labor como odontólogo en el nuevo proyecto de mi clínica, estudiando al paciente desde un punto de vista global y no solo odontológico y viendo de antemano cual será la evolución del tratamiento a realizar, todo ello basado en artículos científicos de alto impacto en revistas de incontestable rigor científico. Me ha enseñado a ver como muchas veces el mejor tratamiento que se le puede hacer a un paciente es aquel que no se lleva a cabo y en otras ocasiones como realizando un tratamiento más agresivo en pacientes con una sensibilidad especial a las patologías orales el resultado es más estable en el tiempo. Él siempre puso de relieve lo importante de saber individualizar al paciente ya que no somos iguales, por ello es clave hacer un buen estudio de cada paciente para poder tener un buen plan de tratamiento y también poder prevenir patologías futuras.

Perfil profesional

Licenciado en Odontología por la Universidad Europea de Madrid con postgrado en Periodoncia e Implantes en la Clínica Gingiva con el Dr. García Fernández. El doctor Frieyro es un reconocido especialista en periodoncia (Kois Center en Seattle) y ejerce como odontólogo en el Centro Estomatológico González Tuñón (Oviedo) desde el 2002.  

Es presidente de la comisión científica del colegio de odontólogos y estomatólogos de Asturias. Cuenta con una extensa formación quirúrgica con los doctores Joly, Paulo y Roberts de Sao Paulo; Markus Hurzeler y Otho Zhur de Munich. 

Jesús es también profesor en la Universidad de Oviedo donde ejerce su actividad docente con pasión.

Pedro Morchón Camino

Director de Enfoque dental

Coach certificado por Asociación española de coaching ejecutivo (AECOP) y la Asociación española de programación neurolingüística (AEPNL)

Teléfono: 671038509 / Email: info@enfoquedental.com

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn