La gestión dental, la universidad y el trato al paciente

universidad

La gestión dental, la universidad y el trato al paciente.

En el interesante debate acerca de cómo humanizar más el trato con el paciente en la clínica dental, los planes de estudio en la universidad deberían de afrontar este tema con medidas concretas la Universidad podría mejorar la formación del alumno en este tema. La odontología tiene un componente de confianza importante por parte del paciente hacia su odontólogo. Una manera eficaz de establecer esa confianza pasa porque el odontólogo sea capaz de gestionar las claves emocionales en la interacción con el paciente. Esta aseveración entronca con el ejercicio de la medicina humanista. Parece que la universidad ha obviado (y lo sigue haciendo) este aspecto clave en la práctica de la odontología desde el momento que no hay en los planes curriculares ninguna materia que aborde este aspecto.

 

La relación dentista – paciente tiene que estar basada en la mutua confianza. Eso es un hecho. En la universidad no se ha enseñado como establecer esa confianza, y como mantenerla. La Universidad no enseña ni prepara en esta parcela. La universidad tiene muchísimo que ver en este aspecto, ya que debería formar al alumno sobre protocolos concretos de cómo llevar a cabo su trato al paciente. Podríamos empezar por incluir determinadas asignaturas en esta línea. La mejor manera de inculcar al alumno esa medicina humanista es que la vea reflejada en sus profesores, en el trato profesor-alumno y también en el trato profesor-paciente. Estas primeras relaciones interprofesionales entre paciente- profesor, paciente- alumno y profesor- alumno se gestan definitivamente la sensibilidad profesional del alumno en estos aspectos.  Por eso es fundamental que los futuros profesores tengan asimilada esta manera de entender la pedagogía de manera que la puedan transmitir a sus alumnos de una manera natural, auténtica, genuina más allá de planes de estudio y asignaturas propias dedicadas a la materia de odontología humanista.

Continuando con la universidad, además ésta debería de mejorar la formación en gestión de clínicas dentales para los nuevos odontólogos ya que un dentista no deja de ser un empresario. Siempre se ha visto al dentista desde el punto de vista médico pero la gran diferencia es que cuando terminan la Universidad lo primero que tenemos que hacer es si queremos trabajar es hacernos autónomos. Hay dentistas que se van formando en el transcurso de la carrera, pero generalmente es un aspecto que se suele abordar cuando se concluye la carrera.

Sin duda deberían de estar todas estas materias en el plan de estudios de la carrera de Odontología, sin duda diría que o solo en Odontología, sino en todas las carreras relacionados con la sanidad, aunque lo veo, a corto plazo, muy difícil.

Pedro Morchón Camino

Director de Enfoque dental

Coach certificado por Asociación española de coaching ejecutivo (AECOP) y la Asociación española de programación neurolingüística (AEPNL)

Teléfono: 671038509 / Email: info@enfoquedental.com

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn